UP

-     Escrito por gon

Cuidado del acuario en casa

Cuando nos preguntamos cómo cuidar un acuario debemos tener en cuenta que mantenerlo en perfecto estado será importante para que podamos disfrutar de su presencia en nuestro entorno. Ello exigirá que, por nuestra parte, nos centremos en aprender a tener en cuenta una serie de detalles que tendremos que ir asimilando. Estos detalles abarcarán desde cómo colocar los diversos elementos en el interior del acuario, ya sea en el caso de plantas, hasta los tiempos que habremos de emplear a la hora de limpiarlo. Y es que lo que pongamos dentro y la limpieza serán dos cosas fundamentales que no debemos dejar pasar cuando tenemos un acuario.

Cómo cuidar un acuario: elegir plantas

como-cuidar-un-acuario-elegir-plantas

Saber cómo cuidar un acuario exigirá de nuestra parte tener también plantas naturales muy bien elegidas. Si no conocemos muy de cerca el mundo de los acuarios y las plantas lo mejor será que lo preguntemos en el establecimiento donde hayamos comprado los peces. Y es que en las tiendas de peces siempre nos sabrán orientar en ese sentido. Ellos nos sabrán indicar cuáles son las plantas que presentan un aspecto saludable según el tipo de acuario que tengamos. Y es que un acuario con plantas marchitas y descuidadas solo nos traerá dolores de cabeza y nos dará a entender que estamos ante un espacio que carece de la atención que requiere todo soporte que vele por la vida de los animales domésticos.

Otro aspecto que también debemos tener en cuenta cuando nos preguntamos cómo cuidar un acuario tiene que ver con el tipo de plantas. Y es que, aunque a primera vista lo parezca, no todas las plantas serán fundamentales para nuestro acuario. Aparte que, por un lado tenemos lo que son las plantas naturales y, por el otro, las plantas artificiales.

En lo que respecta a las plantas naturales indicar que cumplen la función específica de eliminar los desechos expulsados por los peces, además de aportar oxígeno al agua, eliminando asimismo el CO2. En cuanto a las plantas artificiales indicar que estas cumplen una función de carácter ornamental en exclusiva.

Cómo cuidar un acuario. Otros factores a tener en cuenta

como-cuidar-un-acuario-factores-a-tener-en-cuenta

No hace falta ser un experto para saber que las plantas acuáticas son muy delicadas. Es por ello que ponemos mucho énfasis cuando destacamos la importancia de saberlas elegir. Y es que es muy importante que tengamos claro antes cuáles serán las que se adapten mejor a nuestro acuario. Por eso debemos tener en cuenta las dimensiones, así como también qué tipo de peces tenemos, el tipo de agua, si la temperatura ambiente será la correcta para éstas, tanto si son iguales o de distinta clase. En ese sentido no nos debemos dejar guiar por la apariencia. Y es que cuando vemos un acuario que tiene plantas muchas veces se ven atractivas a través de la vidriera, pero no siempre las plantas atractivas son las más indicadas para un acuario en particular. A la hora de elegir se debe tener en consideración que sean plantas que no se sequen y que tampoco se marchiten. Desde luego, tampoco deberán perjudicar a los peces con los que conviven.

Cómo cuidar un acuario: Mantenimiento

como-cuidar-un-acuario-mantenimiento

Si nuestro acuario está bien construido menos veces nos haremos la pregunta de cómo cuidar un acuario, ya que exigirá menos mantenimiento que un acuario construido sin tener conocimiento de qué cosas se requiere hacer primero y qué cosas son fundamentales a tener en cuenta.
En la medida que el espacio que le hayamos asignado al acuario se nos haga familiar, sabremos cual la situación de este pequeño hábitat creado por nosotros. También sabremos a qué se deben ciertos cambios en el lugar o si surgen alteraciones en el comportamiento habitual de algunos peces. Y eso, muchas veces, es un indicador de que el acuario no está bien equilibrado.

Consejos básicos de cómo cuidar un acuario

Cabe señalar que cuando tenemos un acuario nuestra relación con el agua será diferente. Un detalle que no debemos dejar pasar es que está relacionado con el agua limpia. Algo que es esencial para evitar que nuestro acuario nos de problemas. Lo que los especialistas suelen en ese sentido recomendar es que se cambie 1/3 de agua cada dos semanas. El método que se suele utilizar para ello y el que habitualmente se sugiere es el de sifonaje, es decir, aspirar el agua: esto nos permitirá eliminar con suma facilidad los desperdicios sólidos, que son los que pueden contaminar el agua.
Los cristales también deberán relucir impecables y transparentes. Su limpieza se sumará a la limpieza habitual que hacemos de casa.

Se recomienda limpiar el cristal de forma delicada y haciendo uso de un raspador. Las plantas manchadas por las algas las deberemos limpiar a mano.

Trasladando el suelo gracias a una campana transparente se puede hacer la limpieza, lo que se efectuará para extraer desperdicios. Esto viene muy bien para la circulación de agua.

Se deberá asimismo abonar las plantas con hierro orgánico

No debemos olvidar la limpieza de filtros. Si lo que tenemos es un acuario de agua salada lo tendremos que hacer una vez al mes como mínimo; en caso de que tengamos un acuario de agua dulce, la limpieza tendrá que hacerse dos veces cada tres meses.

Como podréis ver un acuario requiere de tiempo, atención pero, sobre todo, de cierto conocimiento. Todo irá en función del tipo de acuario que tengamos o que queramos tener, del espacio que dispongamos y del tipo de peces que hayamos decidido incluir en nuestro pequeño espacio acuático. En cualquier caso, tener un acuario siempre será una experiencia gratificante, como sin duda lo será conocer de cerca todas las necesidades que requieran los peces que nos harán compañía por un tiempo determinado en la vida.

AnimalesMascotas

Newsletter