UP

-     Escrito por antonio

Órdenes básicas de obediencia para perros

Adiestrar a un perro es algo de suma importancia para la convivencia con el animal. Esto quiere decir que las órdenes para perros son fundamentales para  estimular la mente del animal. De esa forma se podrá dar una convivencia sana y se estrechará el vínculo con el dueño, de la misma manera que el perro mostrará  una actitud positiva en público.

Las órdenes para perros requieren paciencia

El adiestramiento a partir de educar con órdenes supondrá tener mucha paciencia. Claro: no es tarea fácil. Motivo por el que te preguntarás por dónde vendrá bien comenzar. Y es que el adiestramiento canino abarca un mundo enorme para quienes deciden tener un perro por primera vez.

¿Qué debemos hacer antes de poner en marcha las órdenes para perros?

Como punto de partida antes de comenzar con el adiestramiento, tendremos que llevarlo al veterinario para vacunarle y desparasitarle. Una vez que lo hayas hecho, entonces podrás empezar a enseñarle a tu mascota cuáles son las órdenes que deberá aprender. Empieza siempre por las más fáciles.

Pero, ¡atención! Deberás decirle siempre la misma palabra para cada indicación específica que le enseñes: de esa forma el perro interiorizará las órdenes y se familiarizará pronto con ellas.

Órdenes para perros: sentarse

ordenes-para-perros-sentarse

Una de las primeras órdenes para perros que todo animal debe aprender es la de sentarse. Ten en cuenta que asimilar esta orden será sumamente fácil para el animal. Eso quiere decir que no le supondrá un excesivo trabajo. En este sentido, si logras que entienda que si quiere comer deberá mantener esta postura, todo lo que venga más adelante será más fácil. Puedes conseguirlo si le muestras una golosina o cualquier cosa que le quieras dar como premio; luego la escondes dentro de la mano. Acto seguido te pones delante de tu perro y verás que querrá que le entregues aquella golosina: es entonces cuando tendrás que decirle “¡siéntate!”.

Inmediatamente debes conseguir que el perro tenga la atención fija en tu puño: deberás, por tanto, ponerlo lentamente en la parte trasera del perro, pasándolo por su cabeza. Ocurrirá que al principio el perro tal vez no entienda, pero tú sigue intentándolo. Una vez que ya has conseguido que se siente le debes entregar el premio y decirle alguna frase positiva como “bien”, “eso es”: es decir, cualquier frase que le haga sentir que lo ha hecho bien.

Órdenes para perros: “suelo”

Lograr que se tumbe en el suelo es otra de las órdenes que, con un poco de práctica y paciencia, podrás conseguir. Para ello deberemos decirle “¡suelo!”, siempre a continuación de “sienta”. De esa forma el perro lo podrá interiorizar también y lo asociará siempre hasta que lo haga de manera automática. Aquí también puedes usar el ejemplo de la golosina escondida en tu mano que harás descender hasta el suelo: así el perro seguirá el premio y se tumbará. Acto seguido lo mismo, una frase positiva. Los perros entienden así.

Órdenes para perros: quedarse quieto

ordenes-para-perros-quedarse-quieto

Para conseguir que asimile esta orden deberás estar a su lado. A continuación le pones la correa, pronuncias su nombre y dices “quieto”, al tiempo que abres la mano y la pones delante de él. Si consigues que se quede quieto deberás fortalecer la actitud, también en este caso, diciéndole “¡Bien!, acariciarle o darle un premio. Pero ten en cuenta que, poco a poco, los premios deberás reemplazarlos por palabras positivas, para que no se acostumbren solo a eso. Puedes alejarte, llamarlo y repetir “quieto”.  Al final no olvides decirle que vaya hacia ti con la palabra “ven” o alguna otra similar: de esa forma el animal entenderá cuándo debe moverse.

Órdenes para perros: cuándo deben venir aquí

ordenes-para-perros-cuando-deben-venir

Para conseguirlo deberás poner algo cerca de tus pies y darle la indicación “aquí” señalando lo que hayas puesto en el suelo. Solo entonces el perro se dará cuenta y vendrá de inmediato. Una vez lo tienes delante le acaricias, le dices muy bien y luego puedes dar la orden de “siéntate”.

En este caso también puedes alejarte y llamarlo, sin que por ello deba tener una recompensa. Al principio quizá tengas que darle una, pero progresivamente deberás ir quitándosela hasta que el animal vaya entendiendo poco a poco estas órdenes.

Puedes alejarte más e ir practicando para que el perro empiece a familiarizarse con las órdenes. No olvides la recompensa, pues eso al principio te será de mucha ayuda.

Órdenes para perros: cuando quieras que caminen junto a ti

Los perros son muy inquietos, motivo por el que cada vez que vamos a pasear los tirones de correa se pueden convertir en un problema común. Puedes conseguir que se siente, que se tumbe en el suelo y que vaya hacia ti, pero le costará un poco más entender que debe ir junto a ti. Cierto es que estamos hablando de la parte más compleja en lo que respecta a las órdenes básicas para perros, motivo por el que tendremos que tener un poco más de paciencia.

En primer lugar, debes caminar con tu perro por la calle: cuando comience a inquietarse dile una de las órdenes que ya sabe: “siéntate”. Luego repite la orden de “quieto” e intenta darle a entender que vas a comenzar a andar. Tiene que estarse quieto. Una vez que lo has logrado deberás decirle “vamos” para que, de esa forma, volváis a caminar.

Si el perro se aleja nuevamente o se ha detenido ante algo deberás repetir otra vez “¡quieto!”. En segundo lugar deberás señalar el lugar a tu lado donde quieres que se quede quieto. Puedes utilizar la palabra “no” en caso que no obedezca las órdenes que le has dado. Puedes repetirlo hasta que veas que lo hace de manera automática.

Las órdenes para perros funcionan solo por las buenas

Cierto, todo lo relacionado con órdenes para perros será mejor que lo hagas de forma paciente. En ningún caso lo castigues si no te hace caso o le hables de mala manera. Poco a poco el perro irá asimilando… es cuestión de ir practicando. Eso sí: al principio no olvides recompensarlo cada vez que acepte las órdenes y, poco a poco, te sorprenderá.

AnimalesMascotas

Newsletter