-    Escrito por antonio

Parvovirus canino

Una de las enfermedades que más afecta a los perros es conocida como Parvovirus (o Parvovirosis). Se trata de una dolencia muy característica en estos animales ya que se contagia rápidamente entre sí. Este virus ataca primordialmente el tracto digestivo de las mascotas, provocando fuertes descomposturas que culminan en diarreas y vómitos.

Parvovirus canino

Esta enfermedad es muy usual de ver en perros de la calle. Se transmite a través del contacto con la materia fecal de otros perros infectados, de modo que se trata de un “círculo vicioso”: el perro infectado defeca, otro animal hurga en sus desechos y se contagia, expandiendo rápidamente la llegada del virus.

Uno de los puntos más importantes a tener en cuenta es que el Parvovirus canino no se puede contagiar a otros individuos. Esto quiere decir que un humano no puede contraer la enfermedad al juntar desperdicios de perro, y otros animales también están a salvo. En el caso de que haya varios perros en la casa y uno de ellos tenga esta enfermedad lo mejor es aislarlos para que no estén en contacto.

Hay que mencionar que los canes muestran varios síntomas de esta enfermedad. La deshidratación, la pérdida del apetito, el aumento en su temperatura y el desgano generalizado son indicadores de que el animal puede estar sufriendo esta dolencia. Por dicho motivo es indispensable estar atento a su comportamiento y consultar con un especialista.

En la actualidad no existe un medicamento específico que acabe con el Parvovirus. Los veterinarios recomiendan atender al perro para que se mantenga hidratado y que no le falte cobijo. Hay que dejar que el virus desaparezca por su cuenta.

Un punto importante a mencionar es que las esperanzas de que un perro sobreviva al Parvovirus canino son menores si el animal es cachorro. Por dicho motivo es necesario actuar con celeridad y consultar rápidamente con los especialistas.